Contenidos

Taquicardia sinusal (Tablas 15.2 y 15.3)

15.2.1. Concepto

Se define  como taquicardia  sinusal el  ritmo sinusal  que presenta una frecuencia superior a 90 latidos por minuto (lpm).
15.2.2. Mecanismos

En la mayoría de casos la taquicardia sinusal se debe a un aumento del automatismo del nodo sinusal, como respuesta a diferentes estímulos fisiológicos simpáticos (ejercicio, emociones, etc.) (Fig. 15.4), o a otras causas como fiebre, hipertiroidismo, embolia pulmonar, infarto agudo de miocardio (IAM), insuficiencia cardíaca (IC), etc.
En ocasiones, el ortostatismo da lugar a una taquicardia sinusal exagerada (síndrome de taquicardia  postural ortostática [TPO]).
También hay casos de taquicardia sinusal que se deben a un aumento inapropiado del automatismo sinusal, probablemente debido a la falta de modulación autonómica del nodo sinusal, y también en ocasiones el mecanismo es una reentrada sinoauricular (Gomes, et al., 1985) (Fig. 15.6).
15.2.3. Hallazgos electrocardiográficos

En el ECG, la taquicardia sinusal presenta un aumento de la frecuencia cardíaca, que en la mayoría de casos es progresivo y persiste durante un periodo de tiempo determinado, con ciertas variaciones, hasta que desaparece el estímulo desencadenante. La frecuencia cardíaca durante el ejercicio, especialmente en los jóvenes con hiperactividad simpática, puede llegar a 180-200 lpm. Si la onda P cae en el periodo refractario de la unión AV, se conduce con un intervalo PR largo, lo que explica que el PR > RP. En estos casos, con el fin de visualizar mejor la  onda P,  es conveniente  realizar algunas  maniobras (Fig. 15.5), usar técnicas de ampliación de ondas, de filtrado de la onda T, o derivaciones especiales (derivación de Lewis).
En los pacientes con taquicardia sinusal debida a simpaticotonía (ejercicio, emociones, etc.), es frecuente observar cómo los segmentos PR y ST forman parte de una circunferencia en la que el segmento PR es descendente y el segmento ST ascendente (Fig. 15.4).
La aparición de una taquicardia sinusal de forma brusca sugiere que el mecanismo es una reentrada  sinoauricular (Fig. 15.6).
15.2.4. Implicaciones clínicas

La taquicardia sinusal causada por simpaticotonía disminuye en reposo o durante la noche, debido a  la  hipertonia vagal. Esto ayuda a distinguirla de la taquicardia sinusal debida a causas patológicas como la embolia pulmonar, el hipertiroidismo, la insuficiencia cardíaca (IC), en cuyos casos la taquicardia sinusal es más persistente.
El tratamiento de la taquicardia sinusal consiste en la supresión, si se puede, de la causa desencadenante (p. ej. toma de estimulantes) o en tratar la enfermedad  subyacente (IC, hipertiroidismo, etc.), y se pueden prescribir ?-bloqueadores y/o ivabradina. La taquicardia fisiológica desaparece cuando el factor desencadenante es eliminado, como se ha comentado.

 
Apartado anterior Siguiente apartado