Contenidos

¿ Qué es la vectorcardiografía? (Figs. 1.4-1.6)

La VCG es el método que registra las curvas cerradas (asas) que recorre el estímulo eléctrico desde la despo-larización de las aurículas (asa de P) y los ventrículos (asa de QRS) a la repolarización de los ventrículos (asa de T). Estas asas se registran en el PF y PH, así como en el plano sagital (PS). Son el resultado de la unión de la cabeza de los múltiples vectores que se forman durante los procesos consecutivos de despolarización y repolarización del corazón (Fig. 1.4). Las asas VCG se obtienen mediante el registro de la actividad eléctrica cardíaca tomado desde tres derivaciones ortogonales (perpendiculares entre sí) llamadas derivaciones X, Y y Z, que están situadas en posiciones similares a las derivaciones I, VF y V2, respectivamente del ECG (Cap. 25 y Fig. 1.3).

El ECG y sus diferentes morfologías se pueden explicar con la siguiente secuencia: Dipolo ? Vectores espaciales ? Proyección de los mismos en PF y PH.


 
La curva de VCG es un plot de voltaje frente a voltaje de las diferentes ondas generados por el corazón (asas de P, QRS, T) y, por lo tanto, no es posible medir el tiempo entre el inicio del asa de P y el comienzo del asa de QRS (intervalo PR), o el comienzo del QRS y el final del asa de T (intervalo QT). Sin embargo, podemos interrumpir las asas de P, QRS y T cada 2,5 ms, lo que nos permite medir la duración de cada asa (Figs. 10.6-10.10 y 10.22-10.25).
Una de las ventajas de la VCG es que permite visualizar las distintas rotaciones del asa y, por lo tanto, saber cuándo un complejo QRS o una onda son bifásicos si el estímulo sigue una rotación horaria o antihoraria. La figura 1.5 B muestra cómo el vector medio de un asa dirigida a 0° que cae en el límite entre el hemicampo positivo y negativo de la derivación VF puede presentar una deflexión – ( ) o – ( ). La dirección del vector medio del asa no resuelve el problema, pues una deflexión – es normal, pero una – puede ser la expresión de un infarto de miocardio. La rotación del asa puede explicar cuál es la morfología correcta ( –, o, – ) según que la rotación sea horaria o antihoraria. (Fig. 1.5 B). Además, el vector medio del asa de QRS, que expresa la suma de todos los vectores de despolarización, no indica la dirección de las pequeñas fuerzas iniciales y finales, cuando estas fuerzas se oponen al vector medio (Fig. 1.5). Sin embargo, la pequeña parte del asa (inicio y final) que se inscribe en el hemicampo opuesto al vector medio explica la morfología global del ECG con una pequeña deflexión inicial (q) y final (S) (Figs. 1.5, 1.6, 7.10 y 7.11).

La VCG se puede explicar con la siguiente secuencia:
La cabeza de los múltiples vectores ? asas espaciales ? proyección de las mismas en los diferentes hemicampos de los planos frontal y horizontal



 

 
Apartado anterior Siguiente apartado